Tenés que probar Tolueno

tolueno videojuego

Hace pocos días tuve la oportunidad de probar un poco de Tolueno. No, no estuve dándole al ran, sino que me topé con una consola de videojuegos que lleva ese nombre. Sí, un tanto morboso el hecho de ponerle a esa máquina, que resulta sumamente adictiva, el nombre de lo que droga a una parte importante de la sociedad, pero ese es un dato para pedirle a la gente que la desarrolla, ojalá tengamos oportunidad.

Lo cierto es que se trata de una consola por demás creativa y sumamente interesante ya que reúne más de 14.000 títulos en un mismo espacio, totalmente a disposición de quien se haga poseedora de una. Y estos juegos son de los más interesantes con los que te podés topar: juegos que se caracterizan por ser divertidos, desafiantes, en los que la virtud está planteada en la trama de cada uno y en la jugabilidad. No te vas a topar en Tolueno con ningún juego que te sorprenda por sus animaciones ni sus efectos especiales, sino por que son inmensa e intensamente divertidos.

Se trata de una consola -se me ocurre que tal vez sea una adaptación de arduino– que cual máquina de MAME nuclea las joyas del arcade y una amplia variedad de consolas históricas y hasta el 2003. Una oportunidad de volarte la peluca no con nostalgia, sino con parte de los juegos que hicieron que esa industria sea posible.

Antaño, el mercado de los videojuegos estaba bastante librado a los estudios que los producían, lo que obligaba a que las desarrolladoras de consolas tuvieran una enorme competencia entre sí, que se profundizó a tal punto de que esa abundancia en la oferta de videojuegos llevó a la quiebra a un importante porcentaje de la empresas fabricantes de consolas.

Allí, el éxito se daba por creatividad, argumento, jugabilidad, diversión, y varios aspectos que hoy son poco habituales… o demasiado sutiles.

Da para darse

Volviendo a lo importante, Tolueno es una consola de video juegos multiplataforma con capacidad para más de 14.000 juegos, de 35 consolas diferentes, incluídas PlayStation, Nintendo y Sega. Es un camino corto a lo mejor de los video juegos entre 1980 y 2003.

Es genial poder pasar de la versión de 1985 de Super Mario Bros en Nintendo al vértigo del Sonic de 1991 Sega Genesis, darte una vuelta por Street Fighter, Mortal Kombat o meterte en el mítico Pac Man sólo con un par de botonazos.

Tolueno emula más de 35 consolas, entre las que están los arcades clásicos, Atari 2600, ColecoVision, Commodore 64, Game Gear, Game Boy, Nintendo 64, Neo Geo, Play Station 1, Sega MegaDrive, incluso juegos de consolas que luego no prosperaron como la interesantísima y fracasada Virtual Boy, la primera consola de realidad virtual portatil, de 32 bits y con pantalla dos colores lanzada por Nintendo.

Consta de una cajita simple, lo que la hace infernalmente portátil, que no es mucho más grande que una billetera y se conecta por HDMI, lo que hace que te puedas llevar la consola en el bolsillo. Los joystick que utiliza son tipo Play Station, blue tooth, y se puede comprar con o sin ellos.

Como crítica, sería bueno mejorar un poco la interfaz para hacerla más intuitiva. Aunque debo reconocer que sólo pude utilizar una durante un día, me encantaría poder probar alguna durante una semana para hacer un análisis menos abstracto, nos encantaría publicar un gameplay en nuestro canal de YouTube (así que si ustedes, queridas fabricantes de Toluno, leen esta nota, ¡contáctense!) el balance que hago es que resulta enormemente interesante, pero tiene algunas falencias.

Teniendo 14.000 juegos para elegir, se agradecería un buscador y un menú de juegos por temática, ya que con tanto que cubrir en consolas y cantidad de títulos, en caso de no ser una gran conocedora de la temática pronto una termina revolviendo entre lo que hay y se desperdicia la curadoría. Además, no conociendo muchos de los juegos, es bueno poder decir “me voy a jugar una carrerita” y saber dónde encontrarla.

Por otra parte la cantidad de juegos y consola obliga a utilizar un joystick con múltiples configuraciones, lo que hace un tanto difícil ya que los botones cambian de función dependiendo de la consola que estés emulando. Unificarlos sería realmente un golazo.

Entre otros aciertos, que son realmente muchos, Tolueno brinda la posibilidad de conectarla a Internet y jugar en línea con otras usuarias de la consola. Por el momento, sólo puede adquirirse en la página oficial de sus fabricantes Tolueno.net. Esperaremos a que alguna de esas consolas llegue a Mendoza para poder dar un mejor análisis, pero en principio asoma como una alternativa verdaderamente interesante.

¡A divertirse!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.