Micosoft reveló por qué incluyó Solitario, Buscaminas y otros juegos en su sistema

Se trata de un puñado de los juegos que probablemente más partidas tengan en su haber, y que no han perdido vigencia. Clásicos a los que muchas veces se culpó de convertir en polvo la productividad de muchos emprendimientos y que requieren de destreza e inteligencia, desde distintos niveles de complejidad, algo de aplaudir y que es lo que verdaderamente debería importar en un juego: la diversión y el desafío que reportan a la usuaria. Quien escribe, por ejemplo, jamás ganó una partida de buscaminas. ¿Por qué una empresa como Micro$oft decidió incluirlos en su sistema? Hoy te lo contamos.

Cuando se desarrolla un software, se prevé qué harán las usuarias con él. Parece una tontera, pero un diseño imprevisto o una característica en la que no se reparó, pueden generar un fracaso total o el surgimiento de un éxito, pero el hecho de que no se haya evaluado esa posibilidad es un problema en sí. Si desarrollamos un sistema operativo, que la gente utiliza para funciones muy elementales y no está interesada en las funciones que previmos, entonces hemos utilizado una enorme cantidad de recursos en una función que no tendrá destino. Es por esto que la arquitectura, la previsión, que se tengan para un desarrollo son cruciales.

Sea por curiosidad, entretenimiento, adicción (y un universo verdaderamente enorme de posibilidade), la mayoría de las personas que se toparon con un Window$ ha utilizado el Buscaminas, Solitario, Carta Blanca y/o Corazones. Estos juegos vieron cierta merma en su salida en distintas versiones del sistema de las ventanas cerradas (por ejemplo, el juego de Corazones no se encontraba en las versiones NT4 ni 2000) pero superviven, con buena salud, en la actualidad.

Solitario

Puede darte la sensación de ser un juego simple, hasta fácil, pero siempre llega el momento que tras sacar la última carta del mazo y penúltima del juego notamos que la reyna de diamantes está muy cómoda debajo del 3 de picas… y hemos hecho una partida casi perfecta que no podemos ganar, algo que parece pensado sólo para evitarnos el festejo y convidarnos un trago amargo. Este es el juego más antiguo de los cuatro, debutó allá por la versión 3.0 del sistema de Redmond y fue desarrollado por Wes Cherry junto a Susan Kare.

Según revelaron, allá por 1990, el mouse no era utilizado de manera masiva, por lo que tanto sus funciones como su utilización eran ignoradas por la mayoría de las usuarias, algo que puede hacer fracasar todo el sistema si está planteado entorno del periférico de los clics. El objetivo de este juego fue el de familiarizar a las usuarias con tareas hasta el momento poco habituales como el drag and drop, para lo que el Solitario resultó una gran plataforma de entrenamiento.

Buscaminas

Siempre fue mi talón de aquiles. Pero no porque fuera buena en alguno de los otros juegos, sino porque nunca pude superarlo ¡y siempre quise! El juego tenía un importante porcentaje de posibilidades de que esto suceda: los últimos clics se daban con un 50% de posibilidades de que perdieras. El juego te lleva a adivinar en más de una ocasión pero sólo excepcionalmente se pierde la partida en el primer clic. Este juego además de llevarnos a asumir determinados riesgos, también requiere de precisión, velocidad y usar ambos botones del mouse, por lo que también habituaba a las usuarias al correcto uso del ratón y colaboraba con optimizar las habilidades de las usuarias con este periférico, a lo que sumaba un poco de presión y un sistema de beneficios y castigos. Esbozado como pregunta: ¿Cuántas partidas perdiste por un clic equivocado?

Corazones

Tal vez el juego más impopular del cuarteto, nunca terminé una partida, pero porque nunca me atrajo. Tal vez sea por una de sus características principales: su curva de aprendizaje es muy agresiva. El concepto básico del juego es sumar la menor cantidad de puntos y terminar cada mano sin corazones a lo que sumamos otra arista: la reina de corazones tampoco debía quedarnos en las manos. La otra alternativa que plantea esta aplicación, es la de intentar capturar todos los corazones y a la reina, esto producía que automáticamente todas tus oponentes reciban una carga de 25 puntos. El juego debutó allá por la versión 3.1 de Window$, específicamente en la versión Workgropuss, un entorno que incluyó un sistema de comunicación -según dicen novedoso- que recibió el nombre de NetDDE. ¿Qué sentido tenía Corazones en este contexto? Se trató lisa y llanamente de una demo de este sistema, ya que permitía utilizarlo junto a otras usuarias de manera remota. El nombre original de Corazones revela su intención: The Micro$oft Hearts Network.

Carta Blanca

Para muchas, una versión más sencilla del Solitario, pero no por eso menos adictiva y entretenida. Este juego tiene cierto misticismo: si bien aseguran que todas las partidas pueden ser resueltas, algunas jugadoras -muy entreveradas con el juego- encontraron partidas que sólo puedn ser resueltas utilizando trucos (mirá el vídeo más arriba).

Carta Blanca fue incorporado en Window$ 3.1, en el segundo paquete de entretenimiento lanzado por la firma de las ventanas que tapan el cielo y no dejan correr el aire. En ese paquete fue incluido también Win32s, un módulo que permitió la ejecución de aplicaciones de 32 bits en un entorno de 16, que era el del sistema en que estaba incorporado. Cada vez que se producía un error o existía algún problema de compatibilidad, Carta Blanca arrojaba un error, tal era el objetivo por el que fue incluido.

¿Viste? Eso de que Window$ produce acostumbramiento no es algo que pensamos sólo en este diario.

¡Happy Hacking!

-Share this page-
submit to reddit Hire a Professional Programmer

Periodista, ex directora de algunos medios, ex docente, ex trabajadora, ex uberante. Productora musical, militante social, murguera, programadora, diseñadora. Hacker. @PabloLozano13

compartí, discutí, comentá

Deja un comentario

Loading Facebook Comments ...