¿Qué es la estandarización y cómo te afecta?

Enterate por qué algunas páginas no funcionan bien.

Seguro alguna vez viste “Sitio optimizado para XXX navegador y XXX monitor”. Esto no es una “jactancia”, sino una información muy importante: este sitio funciona correctamente sólo con este navegador y esta resolución. Si no estás usándola, el sitio o no se ve como está previsto que lo haga, o no funciona completamente, o directamente no funciona.

Yo por ejemplo, hace unos años tuve serios problemas para adherir al monotributo: sólo podía hacerlo si utilizaba Internet Explorer, que es y ha sido el peor de los navegadores. No sólo era insultante que el estado me obligue a usar software de Micro$oft, sino que además debía hacerlo para adherir al impuesto más regresivo e insultante de los que existen. Pero al estado se le había ocurrido que una necesidad y objetivo que tenemos como pueblo es llenar entre todas los bolsillos de Bill Gates, y decidieron que gente como yo, no tenía derecho a elegir qué navegador podía usar, así que programaron sólo para Bill Gates.

La estandarización es la búsqueda de “garantizar el acoplamiento de elementos construidos independientemente, así como garantizar el repuesto en caso de ser necesario, garantizar la calidad de los elementos fabricados, la seguridad de funcionamiento y trabajar con responsabilidad social” dice Wikipedia.

¿Y por qué? Para no estar creando una cantidad innecesaria de modelos, para promover el intercambio internacional y además tener un lenguaje claro y preciso que sirva a los dos puntos anteriores.

La estandarización permite que todas podamos hacer las mismas cosas aunque no usemos las mismas herramientas. Las medidas de las cosas son un ejemplo de esto. Un centímetro mide lo mismo en Mendoza que en España, pero otros países utilizan otras medidas como las pulgadas. Ahora, cuando hablamos de tiempo, en todos lados hablamos de las mismas duraciones (aunque no de las mismas etapas).

Debido a su hegemonía, muchas desarrolladoras se veían obligadas a programar para Micro$oft aunque no quisieran hacerlo.

Para la web existe la misma búsqueda, ya que la idea de una página web es que se vea y comporte igual sin importar qué navegador uses, ni qué sistema operativo tengas, ni si hablás en castellano o en japonés. Micro$oft ha sido la excepción durante años. Hasta hace poco, cuando alguien programaba una página, por lo general tenía que hacer el doble de esfuerzo porque todos los navegadores adherían a los estándares, salvo Internet Explorer. Como además durante muchos años fue el navegador más importante, muchas desarrolladoras se veían obligados a que las web funcionaran a la perfección en Internet Explorer y luego en otros navegadores, aunque a la mayoría -en determinada etapa- no le importaba si funcionaba bien en los otros, sólo les importaba si funcionaba bien en Internet Explorer.

Micro$oft ejercía una presión impresionante en la Web. Estaba en contra de que todos pudieran ver una web de la misma forma, o más bien, estaba en contra de que se pudiera decidir globalmente cómo verían una página todas las personas, y al ser el navegador más usado, no necesitaba adaptarse a los estándares, las programadoras desarrollaban todo para Internet Explorer, y el resto de los navegadores tenían el problema de que las webs no se vieran bien en ellos y la gente no quería usarlos porque no “funcionaban bien”.

En realidad, los navegadores funcionaban perfecto. La web funcionaba mal.

Cuando aparecieron mejores navegadores, como es el caso de Mozilla Firefox (aunque ya lo era Netscape y otros de ese tiempo), y la gente comenzó a utilizarlos masivamente, las desarrolladoras pudieron comenzar a desarrollar webs fuera de los estándares que ponía Micro$oft. Hoy, que Internet Explorer es utilizado por una muy reducida minoría, ya no es importante. Pero durante mucho tiempo, Micro$oft sentó los estándares de la web (sin que nadie pudiera discutir), aprovechando su posición hegemónica. Bueno, es lo mismo que hace hoy con su sistema operativo, pero lo cierto es que está en franca decadencia y que ya no es el sistema operativo más usado.

Existe un organismo encargado de crear y redactar estas recomendaciones que son los estándares para la web. El organismo en cuestión se llama World Wide Web Consortium, aunque es abreviado como W3C por sus siglas. Este organismo fue creado en 1994 en el Instituto de Tecnología de Massachusetts y tiene por objetivos principales alcanzar una Web que sea para todo el mundo y que sea posible verla desde cualquier dispositivo.

La W3C también busca que los estándares sean abiertos. Esto significa que deben estar disponibles de forma pública y sin ningún tipo de costo. Las normas ISO, por ejemplo, son normas pagas, si querés tener una determinada norma (ejemplo: 9001), tenés que pagarla, y no son para nada baratas. Luego de pagarla, además, pagás para poder certificar bajo esa norma.

En 2004, la W3C, adoptó una política de patentes que tiene por objetivo asegurar que lo producido por la institución bajo ea política, se pueda implementar basándose en una licencia libre de derechos de autora. Porque hay muchos estándares que no respetan la libertad de las usuarias, lo que hace que sean imposibles de aplicar bajo licencias libres.

Como podrás ver, hay algunas diferencias entre la estandarización web y la estandarización de unidades métricas. Los centímetros pueden existir para todas, incluso cuando no tengamos con qué medir exactamente las cosas, igualmente, las unidades métricas son necesarias en muchos casos e indispensables en muchos otros. Pero si no existen los estándares web, la web puede existir sólo para unas pocas. Estandarizar es golpear a los monopolios y en temas tan importantes y con un poder democratizante tan fuerte, no podemos permitirnos que unas pocas decidan unilateralmente cómo es y cómo debe ser la web.

Pero como en cualquier organismo con tanto poder, siempre hay buitres que intentan imponer sus objetivos. Netflix está buscando que se estandarice la utilización de una tecnología que nos impide compartir cultura. Tenemos que boicotear esta posibilidad, porque tal vez hoy se estandarice sólo para que la Paramount no pierda dinero o para que Pelo Merelo pueda disfrutar de que las que no tienen plata paguen por cultura, pero mañana, esos mismos estándares pueden hacer que estas tipas que no quieren que compartamos la cultura nos impongan cómo debemos disfrutar de la web.

Y cuando nos impongan cómo podemos disfrutar de la web pueden darse cuestiones tan absurdas como no poder expresarnos con libertad o no saber qué están haciendo con nosotras y nuestra información. Tal parece, todavía queda mucho por andar.

¡Happy Hacking!

-Share this page-
submit to reddit Hire a Professional Programmer

Periodista, ex directora de algunos medios, ex docente, ex trabajadora, ex uberante. Productora musical, militante social, murguera, programadora, diseñadora. Hacker. @PabloLozano13

compartí, discutí, comentá

Deja un comentario

Loading Facebook Comments ...