/Compartir recíprocamente: ¿Qué son los Torrents y para qué sirven?

Compartir recíprocamente: ¿Qué son los Torrents y para qué sirven?

fanpage de FacebookHace unos días consultábamos en nuestra de paso nos ayudás a crecer), qué temáticas deberíamos abordar en el sitio. No se asuste querida lectora, no se nos han acabado los temas ni nos hemos vuelto demagogas, sí pasa que somos personas, que las personas tienen una subjetividad, y que producto de esa subjetividad se nos escapan los temas, y como este es un espacio que tiene como destinatarias a nuestras lectoras (siempre y antes que nada), nos pareció interesante consultar, cosa que hcemos de paso en esta nota también.

Una de las respuestas fue la de Silvano Caña, quien nos pedía que habláramos sobre Torrents, ése es el objetivo de esta nota.

¿Qué es un torrent?

Es una suerte de mapa que contiene información crucial: dónde están los cientos, miles o millones de pedacitos de un archivo que queremos bajar. Un torrent sólo contiene información sobre un archivo de destino, pero no del contenido de un archivo. Esto es porque los torrents funcionan dividiendo un archivo en pequeños pedacitos de información, pedacitos que están guardados en un número importante de hosts (computadoras).

El Torrent es el estandar de BitTorrent, un protocolo de intercambio de archivos p2p (peer to peer, o punto por punto) como lo es por ejemplo aMule. Se trata de uno de los protocolos más comunes para compartir archivos grandes. Este protocolo es actualmente de los más utilizados en el mundo para compartir archivos[pullquote] Este protocolo es actualmente de los más utilizados en el mundo para compartir archivos[/pullquote] al punto de que BitTorrent tiene en cualquier momento del día más usuarias activas que Facebook o Youtube y recibió un fuerte empuje tras el cierre de Megaupload, algo que verdaderamente dañó al mundo y de lo que debemos aprender: NO debemos centralizar la información, los problemas devenidos de la desaparición de Megaupload son un gran ejemplo de eso. Muchísima cultura se perdió, pero también enormes cantidades de información personal de usuarias de todo el mundo. Centralizar la información nos hace muy vulnerables.

Los torrents nos permiten descargar archivos grandes de forma muy veloz y al mismo tiempo no sobrecargar servidores. Los servidores de torrents por lo general son las computadoras de las mismas usuarias. Cuando una persona descarga un archivo, no sólo consume su conexión de Internet sino también la del servidor del que está descargando y además consume otros recursos (procesador, memoria, etc). Si en lugar de bajar un archivo de un sólo lugar lo dividimos en muchos pedazos dispersos en distintas computadoras, entonces podemos disminuir el consumo de recursos y fomentar el hecho de compartir.

A muchas nos gusta compartir, pero también sucede que por ahí alguien se está bajando un archivo de tu máquina y eso te consume mucho ancho de banda, y si compartir no es una buena experiencia con el tiempo dejamos de hacerlo. El torrent fomenta el hecho de compartir. El consumo es mayor cuanto mayores son los archivos. Cuando hablamos de descargas p2p hablamos de que, por ejemplo, me bajo una canción desde 100 computadoras a la vez. Para poder hacer esto, necesito un archivo Torrent, que sabe de qué computadoras ir tomando cada pedacito.

Para manejar estos archivos se utilizan clientes de Torrent como BitTorrent, UTorrent, Transmission, en fin, son muchos. Estos programas se encargan de bajar o subir archivos, nada más. A diferencia de otras redes p2p, no existe un buscador de torrents incorporado en los clientes sino que para ubicar uno debemos recurrir a distintos foros o a distintos buscadores que nos permitan alcanzar el torrent que nos lleva a un determinado archivo. Algunos de los más conocidos son The Pirate Bay y Ktorrents.[pullquote position=”right”]Algunos de los sitios para compartir torrents más conocidos son The Pirate Bay y Ktorrents.[/pullquote]

Cuando queremos compartir un archivo con el mundo sólo debemos crear un archivo torrent y distribuirlo en algún nodo BitTorrent, allí va a tener un rol de “semilla” (seed, en inglés). Cuando alguien se conecte va a bajarse además una de estas semillas, lo que hace que en una sola descarga ya existan dos semillas de un mismo archivo (y así exponencialmente). Este “pedacito” de archivo queda a disposición de otras personas que quieran descargar el mismo torrent, lo que hace que por el hecho de descargar ya estés compartiendo, un principio muy interesante y existente en redes p2p. Algo que siempre me ha parecido muy interesante es que no se aceptan egoístas en el mundo del torrent. Si querés bajar un archivo estás obligada a compartirlo con otras usuarias que lo quieran. En realidad no te vas a dar cuenta de esto, pero cada vez que recibís un pedacito nuevo del archivo esta se pone a disposición de las otras usuarias y así hasta completar el archivo en cuestión.

El cliente torrent no descarga los pedacitos en orden, sino que lo hace por disponibilidad. Esto es muy útil porque para que un piece esté disponible es necesario que la computadora donde esté almacenado esté también disponible, por otra parte, cada piece contiene información que permite saber si ha sido modificado (esto es chequeado también por el software cliente), lo que disminuye las posibilidades de bajar archivos infectados o modificados maliciosamente.

¿Cuándo nace una nueva semilla? Cuando un archivo es descargado por completo.

El sistema BitTorrent es uno muy completo que está apuntalado en la naturaleza del compartir y la reciprocidad. A diferencia de otros -como el eDonkey- quienes más comparten, más prioridad tienen a la hora de descargar un archivo. Se trata en mi opinión de una característica remarcable ya que[pullquote position=”right”] no se trata de un sistema solidario sino recíproco[/pullquote]. No es que disponemos de lo que nos “sobra” para dárselo a quienes lo necesitan, sino que dependemos de las demás para poder descargar algo y las demás dependen de nosotras para lo mismo.

¡A compartir!

¡Happy Hacking!

Periodista, ex directora, ex docente, ex trabajadora, ex uberante. Productora musical, militante social, murguera, programadora, diseñadora. Hacker.